LLMAGAZINE

Revista digital del IES Las Lagunas

COMBUSTIÓN DEL ETANOL

¿PUEDE EL ALCOHOL PROPULSAR UN COHETE?

El alcohol etílico o etanol, es un compuesto de carbono utilizado como antiséptico para las heridas  y como combustible para hacer funcionar algunos  motores.

Para comprobar la combustión del etanol de una forma espectacular y fulgurante, añadimos unas gotas de alcohol en el interior de una botella vacía de agua de 5 litros de capacidad, la cerramos y agitamos durante unos minutos para que se evapore el alcohol. A continuación, colocamos la botella en posición horizontal, abrimos el tapón y acercamos una llama a la boca de la botella.

La combustión origina gases calientes que al salir con mucha fuerza (fuerza de acción), se produce una fuerza de reacción en sentido opuesto que propulsa vigorosamente la botella.

 

ADVERTENCIA. Hacer solo bajo la supervisión del profesor o de un adulto con conocimientos de química, cumpliendo las normas de seguridad (guantes y gafas de protección).

 

¿ES POSIBLE EXPLOTAR UN GLOBO CON LA CÁSCARA DE UNA NARANJA?

 

Parece magia pero no lo es. El responsable es el limoneno, un líquido que se encuentra dentro de las pequeñas ampollas que hay entre la corteza y la parte blanca de la naranja. El limoneno es un hidrocarburo y, por lo tanto, una sustancia apolar que reacciona atrayendo los electrones del enlace similar.

Casi todos los globos están hechos de goma, un material también formado por hidrocarburos y apolar, que se disuelve bien en disolventes apolares. Así que cuando el limoneno entra en contacto con la goma la disuelve, debilitando la pared del globo y provocando que explote.

Pero este no es el único truco que puedes hacer con una naranja. El limoneno es inflamable a unos 50 ºC, así que si estrujamos la piel de naranja cerca de la llama de un mechero provocaremos unas intensas llamaradas “anaranjadas”.